La mejor protección de sus derechos

TENGO UN CORREO

Posted by on 2013/03/14 in Blog |

TENGO UN CORREO

Comentario:

Tengo un correo

En ocasiones, cuando se le pregunta al cliente que prueba tiene de lo que le ha ocurrido, nos suele responder “me envió un correo, eso valdrá ¿No?”.

El problema con el que nos encontramos respecto a los correos electrónicos es, en primer lugar, acreditar su autoría, y en segundo lugar, su contenido. En el supuesto que se negara uno u otro extremo, la solución podría ser –al margen de la posible práctica de costosas periciales informáticas- solicitar un informe al servidor de Internet desde donde se envió. No obstante, no hay obligación legal de que los mensajes se almacenen durante un tiempo determinado en dichos servidores, y en el mejor de los casos, aun consiguiendo dicho informe, seguiríamos teniendo el problema de acreditar el contenido y autoría del mismo. Por tanto, si ésta es la única prueba de que disponemos, y se impugna por la parte contraria, el correo electrónico impreso tendrá entonces la categoría de un simple documento privado, y quedará sometido a la libre valoración del juez.

En resumen, si bien es cierto que los tribunales vienen admitiendo la validez del correo electrónico, éste no debe ser el único medio de prueba con el que justificar nuestra pretensión, y es altamente recomendable que se ponga en relación con otros elementos probatorios que lo complementen y se valoren en conjunto.

Un saludo.

Juan Merlos Torralba
Abogado

http://www.expansion.com/2013/02/28/juridico/1362078223.html?a=e6b3992b95f0b8cf4a0e84d5a1abc18c&t=1363121884